martes, 27 de julio de 2010

La vida secreta de las palabras

-Te han dejado una buena cicatriz.
-Sí, bueno. Me han dicho que me quedará mejor. También me han dicho que la enfermera que me cuidó hizo un buen trabajo.
-Bien.
-Han cerrado la plataforma.
-¿Y que será ahora del personal?
-Nos han ofrecido trabajo en Chile. Simón quiere abrir un restaurante en su país.
-Chile…
-Yo aún no sé qué hacer, lo estoy pensando.
-Bien
-He pensado que… tú y yo… podríamos ir a algún sitio juntos. Uno de estos días. Hoy. Ahora mismo. Ven conmigo, Hanna.
-No, yo… creo que no va a ser posible.
-¿Por qué no?
-Ahm…Porque si decidiéramos irnos a algún lugar juntos me da miedo que un día… hoy no, quizás..., quizás mañana tampoco, pero un día, de repente, puede que empiece a llorar y llorar y llore tanto que nada ni nadie pueda pararme y que las lágrimas llenen la habitación y que me falte el aire y que te arrastre conmigo y que nos ahoguemos los dos.
-Aprenderé a nadar, Hanna... Te lo juro... Aprenderé a nadar...

miércoles, 21 de julio de 2010

El placer de Murillo y el deseo de no volver

lunes, 19 de julio de 2010

Cuando vivía en casa sólo era un escritor normal. Por si no saben quién es, les diré que ha escrito un libro de cuentos estupendo, El pececillo secreto. El mejor del libro es "El pececillo secreto". Trata de un niño que tiene un pez y no se lo deja ver a nadie porque se lo ha comprado con su dinero. Me dejó sin habla. Ahora D.B. está en Hollywood, prostituyéndose. Si hay algo que odio en el mundo es el cine. Ni me lo nombren.
El niño no quería enseñar a nadie su pez, y cuando le preguntaban por qué, el decía que lo había comprado con su dinero, entonces los adultos se preocupaban por él porque creían que tenía problemas mentales; pero en realidad el pez había muerto, y él no quería que nadie se diera cuenta y notaran lo triste que estaba a pesar del tiempo que había pasado.

domingo, 11 de julio de 2010

Intentaban avisar

Desperté bastante raro, lo primero que hice?, mirar las piernas, y no era cierto que miles de gusanos intentaban entrar en mi y así devorar todo lo que quisieran, hasta explotar. Sin embargo si había cierto dolor.
Ahora he leído, que soñar que te atacaran gusanos quería decir que ibas a tener mala suerte, más tarde Amor se alejaba.

lunes, 5 de julio de 2010

De buena suerte

Muchos estudios han demostrado que las tortugas duran mas de 100 años, además lo sabemos porque hemos visto muchísimas fotos de tortugas gigantes a las que le parecía pesarle los años, y películas donde Crush demuestra a Marlin que tiene 150 años y aún le queda media vida por vivir. Ahora bien, creo que ninguna de mis tortugas ha sido de esas, las mías no han llegado a pasar los tres dedos a lo ancho de la mano, y solo han llegado a vivir un máximo de 7 meses. Por cierto ese de ahí arriba es Preocupaciones, este murió hace una semana. Ahora solo me queda una, no tiene nombre, pero de todas formas hoy es su último día aquí, se va y no puedo hacer nada...
Después de cinco tortugas no quiero ninguna más..